Walt Disney: Un imperio Cinematográfico

 

 

Walt Disney llevo una vida digna de película, como su imperio, una de las mayores empresas del entretenimiento, y el estudio cinematográfico más importante del mundo.

Nació el 5 de diciembre de 1901 en (Illinois) Chicago. Cuarto de los cinco hijos que tuvieron Elías y Flora Disney, su infancia transcurrió entre apuros económicos y bajo la severidad de su padre, carpintero de profesión, que probó suerte en toda clase de negocios sin que nunca consiguiera mejorar su maltrecha economía. Eternamente menospreciado por su padre, Walt creció muy unido a su madre, una antigua maestra descendiente de alemanes, y a su hermano Roy, ocho años mayor que él.

En 1906, Elías Disney se traslada a un pequeño pueblo de Marceline, Missouri, donde Walt descubre la naturaleza y donde pasa sus años más felices, según sus propias palabras. También, entonces, nació su interés por el dibujo, que compartió con su hermana pequeña, Ruth.

En 1909, Elías Disney cayó repentinamente enfermo de fiebres tifoideas, y, a pesar de contar con la ayuda de sus hijos mayores, se vio imposibilitado de continuar trabajando en la granja. La vendió a regañadientes, y la familia vivió en una casa alquilada hasta 1910, año en que se mudaron a Kansas City, donde Elías encontró un empleo como repartidor de periódicos, tarea en la que Roy y Walt le ayudaban. Para el joven Disney fue muy duro tener que abandonar su paraíso rural.

Pasados un par de años, Walt, que ocasionalmente ganaba algún dinero vendiendo sus caricaturas, se matriculó en el Instituto de Arte de Kansas City, donde aprendió las primeras nociones sobre la técnica del dibujo. En aquellos años de su adolescencia descubrió el cine. Su primer trabajo en una agencia de publicidad se produce en 1919, donde conoce a  Ubbe Iwerks y juntos empiezan a producir sus primeras películas y fundan la compañía Laugh-O-Gram Films.

Tras el fracaso de la compañía, marcha a Hollywood. En 1923, crea con su hermano Roy el estudio Disney Brothers, al que se incorpora un año después Ubbe Iwerks. Años más tarde (en 1926) el estudio pasa a llamarse: Walt Disney Studio.

Mickey-Mouse-07

El primer y gran éxito le llega con el entrañable Mickey Mouse, con el que empieza a obtener grandes beneficios con la comercialización de productos con la imagen del ratón más conocido de la televisión. Varios años después crea otro dibujo de gran éxito, el Pato Donald. Y en 1937 se produce el primer largometraje de dibujos animados de la historia del cine: Blancanieves y los siete enanitos. A lo largo de la trayectoria de la compañía consiguen crear personajes, dibujos y películas de gran aceptación entre el público y, como es normal, algunas decepciones. A destacar, la primera aparición en una película Disney con personajes reales, Mary Poppins, todo un éxito y llegando a estar nominada al Oscar a la mejor película.

Walt Disney fallece a los 65 años de cáncer de pulmón. Pero nos deja en el legado, aparte de un sinfín de personajes para el recuerdo, varias frases que merece la pena recordar:

“Camina hacia el futuro, abriendo nuevas puertas y probando cosas nuevas, se curioso… porque nuestra curiosidad siempre nos conduce por nuevos caminos”.

“Hay más tesoros en los libros que en todo el botín de los piratas de la Isla del Tesoro”.

 “Si se puede soñar, se puede logar”.
Anuncios

4 comentarios

  1. Sin duda la referencia en la historia del mundo de la animación que actualmente se ha adaptado a estos tiempos con otros formatos, cómo el merchandising, las nuevas tecnologías, la animación por ordenador y 3D (Píxar!), series juveniles, etc.

    Sea como sea, y pase el tiempo que pase, estoy contento de ser de la generación que siempre mantendrá en la retina películas como la bella y la bestia, aladdin o el rey león, así como sus bandas sonoras que es otro tema a tratar a parte.

    Sólo comentar que mi personaje favorito era el Pato Donald, caracterizado como personaje gruñoncete pero de buen corazón. Y “las patoaventuras” con sus tres sobrinos, el tio Gilito, McQuack, etc etc! y pato aparato!!

    Toda una institución en la animación, en el cine y en la vida que se ha adaptado década tras década a la sociedad.

    Me gusta

    • Estoy de acuerdo contigo Dani. De hecho, como comentas, se podría hacer un post con el tema de las bandas sonoras,
      yo creo que la música puede aportar mucho a un filme, y, bajo mi opinión, la industria cinematográfica ha descuidado
      un poco ese aspecto, no tanto en las de animación como en las películas con actores reales, pero yo recuerdo que en mi
      infancia, la banda sonora era un aspecto fundamental para el éxito de una película.
      El Rey León es mi peli preferida de animación y una de mis películas favoritas.

      Me gusta

    • Gracias por tu aportación. Desde luego fue un genio y nos dejo con un regalo: Todo un legado de películas y personajes animados que a día de hoy siguen estando muy presentes, sin duda, algo al alcance de muy pocos.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s